1. “Estas palabras las digo YO ahora, para el recién comprensivo hombre de su Nuevo Ciclo”.
  2. “AMAOS LOS UNOS A LOS OTROS, TODOS LOS HOMBRES; porque ustedes son UNO en MÍ. Cualquier cosa que le hagas a cualquiera de MÍ, se la estarás haciendo a Todos; porque Todos son UNO en MÍ”.
  3. “Ama a tu hermano como a tu Ser, Sirve a tu hermano antes de servir a tu Ser. Eleva alto a tu hermano, elévalo a alturas, porque tu hermano es tu SER”.
  4. “De verdad YO Digo, el amor a sí mismo pone vecino contra vecino y nación contra nación. El amor a sí mismo alimenta el odio y siembra sus semillas, lanzándolas a todos los vientos para que las lleve a todas partes. Por ende, YO Digo que el AMOR entre vecinos y naciones, UNIRA a los hombres como UNO”.[DIVINA ILIADA, en revelación gradual al despertar del hombre].

4ta. DIMENSION DEL CONOCIMIENTO DE SÍ MISMO

2.¿QUÉ SOY YO?
-PARTE A-

Para la parte profunda que podría responder a este tremendo: ¿Qué Soy Yo?... Hemos dicho que hay diferentes niveles de seres humanos y que el nivel del hombre “dormido” es llamado “hombre máquina”... Mientras que un hombre que está “CONSCIENTE DE SÍ MISMO”, que sabe ¡Quién es!, ¡De dónde viene!, ¡Hacía dónde va¡, ¡En dónde está parado! y ¡Qué está haciendo en la Vida!, es un ¡SER HUMANO VERDADERO!, con capacidad de razonar, con capacidad de hacer y cambiar su mundo, con capacidad para transformarse a sí mismo de “hombre máquina” a un SER TOTALMENTE CONSCIENTE...

Para poder lograr ese gran objetivo, ese próximo y elevado paso evolutivo del hombre máquina, éste debe DESPERTAR primero; claro, debe darse cuenta primero de sí mismo; y para ello te recomiendo revisar el Legado anterior, Número 1, titulado: “¿Quién Soy Yo?”. Luego debemos empezar a analizar a la “máquina humana”. ¡Sí!, la máquina que es parte de nosotros mismos y que está en servicio, y consta de tres cuerpos o niveles:

Nuestro Cuerpo Físico............... Primer Piso.
Nuestro Cuerpo Emocional....... Segundo Piso.
Nuestro Cuerpo Mental............. Tercer Piso.

Esta es una tremenda y fabulosa fábrica que trabaja nada menos que las 24 horas del día y desde mucho antes de salir del vientre de la madre, hasta el último suspiro, concluyendo su estadía terrenal en humilde servicio... En este mundo terrenal debes investigar, debes empezar a conocer a tu Cuerpo Físico; ¡Sí!, tu cuerpo físico, con todos sus órganos y en cada órgano encontrarle cuál es su función, qué es lo que hace, con qué se comunica y con qué está relacionado... Mi estimado amigo buscador, debes conocer:

El Sistema Digestivo,
El Sistema Respiratorio,
El Sistema Sanguíneo,
El Sistema Simpático,
El Sistema Nervioso,
El Sistema Sexual y
El Sistema Metabólico.

Debes conocer la transformación de los alimentos del “1er. Piso”, o sea de una energía a otra energía superior; que sería el alimento para el “2do. Piso”, el segundo cuerpo y que es el Cuerpo Emocional o Cuerpo de Deseos.

Luego debes empezar a analizarte, a saber todo acerca de los Deseos que están en tu “máquina”, en el “Segundo Piso”. ¡Sí!, todos los deseos buenos y malos, no importa cuales son: ira, violencia, bondad, amor, afecto, odio, miedos, necesidades, etc., etc. Todos esos tienen que ser registrados e investigados por tí.

Luego, es importante que te des cuenta y comprendas la relación existente entre la parte del “Primer Piso”; [ Cuerpo Físico] con el “Cuerpo Emocional”... Pues entre ellos, puedes perder cantidades de energías que fueron elaboradas en tu Cuerpo Físico y que se pueden perder en tus deseos, en tus emociones del Segundo Piso; a menos que LIMPIES y PURIFIQUES el “Segundo Piso”. Amigo, las energías del aire que tú consumes a través de la respiración más los alimentos físicos que consumes a través de la boca, son energías que no llegan al cerebro sinó apenas en un mínimo grado, que es el receptor del “Tercer Piso”, o sea el “Cuerpo Mental”, y a éste centro cerebral lo mueves a un ritmo tan lento, que no te permitirá nunca salir del estado de Mecanicidad.

Para tú llegar a Despertar tienes que lograr la “MAXIMA ECONOMIA”; claro, primero la máxima economía del alimento físico y tienes que conocer todos los sistemas, para cooperar en transformar el alimento físico en la más elevada energía; y esta energía se tiene que elevar a tu “Segundo Cuerpo” o “Cuerpo de Deseos” y sí tus deseos están purificados, entonces esa energía se multiplicará y ascenderá llegando pura a tu mente: tu Cuerpo Mental.

Y en la MENTE, si tú ya estás equilibrado, si no tienes conflictos, si no tienes contradicciones y no tienes angustias; entonces esa energía se transformará en energía mucho más elevada que te dará el potencial para estar ¡CONSCIENTE DE TÍ MISMO!, te dará tu ¡PRÓXIMO NIVEL DE CONSCIENCIA!. Te abrirá de par en par los horizontes hacia el NUEVO ESTADO DE CONSCIENCIA. ¡Sí!, el Estado en donde uno sabe de Verdad, Verdad:

¿Quién es?, ¿De dónde viene?, ¿Hacia dónde va?, ¿Qué hace aquí en este planeta?, ¿Qué es lo que debe hacer aquí?, ¿Por qué está aquí encarnado?, ¿Cuál es la razón por la cual existimos en este Universo?.

Como puedes ver amigo, el ¿Qué Soy Yo? y el conocimiento de la “Máquina” ¡Es lo primero!... ¡Sí!, te corresponde conocer los 3 Cuerpos: Físico, Emocional y Mental con sus respectivas funciones. Todas las “Máquinas” están hechas bajo los mismos patrones; así como hay carros hechos por una misma fábrica, uno es un Cadillac, otro un Caprice, otro un Impala y otro es un Chevy Nova.

Así también son los hombres máquinas número 1, número 2 y número 3, de manera que están hechos bajo un mismo patrón. Pero, FUNCIONAN BAJO PATRONES TOTALMENTE DIFERENTES; pues tu “máquina” en sus funciones es totalmente diferente a la de los demás. No hay una “máquina” que funcione parecida a la tuya, no hay una combinación de ideas, pensamientos como los que tú tienes, no hay una combinación de sensaciones, percepciones, imaginaciones, miedos, necesidades, etc., igual que la tuya. Lo tuyo es una “máquina”, y es cierto, pero es muy especial, es muy peculiar y nadie puede conocerla por tí, nadie puede saber de sus funcionamientos por tí. Tú mismo debes comenzar a conocerla, a estudiarla y a investigarlo...

Como puedes ver amigo, no cualquier “hombre máquina” puede llegar al próximo nivel de Consciencia, al nivel del Hombre Despierto y Consciente... No cualquier hombre puede llegar allí, pues hace falta esfuerzo y hace falta trabajo, dedicación y capacidad. Tú tienes que conocer a tu “máquina” en su totalidad. Tienes que saber cómo sacarle el máximo provecho a los “3 ELEMENTOS” que entran todos los días en tí, a tus cuerpos; todo depende de tí y ésto hace la diferencia entre los seres humanos.

Estos 3 Elementos son: 1.- ALIMENTO FÍSICO, 2.- AIRE e 3.- IMPRESIONES.

Todos los Elementos se relacionan con tu “Cabeza”; así, tu boca recibe ALIMENTO FÍSICO de diferente graduación de energía como las lechugas, pepinos, tomates, papas, zanahorias, carnes, pescados; y todos son energías de diferentes estados, de diferentes grados; y ¡SEGÚN COMO LO COMES!, podrás transformarlo en energía superior. A diferencia de “comer por comer”, quizás apurado, preocupado, renegando, dejando al cuerpo a su suerte con tal de llenar el estómago; ¡Vamos, se sincero!. Luego,

¿Qué haces con el resultado de tus comidas?, ¿Lo repotencializas?, ¿A qué te dedicas después de comer?. ¡Sí te dedicas a actividades elevadas y refinadas, esa energía se elevará a niveles superiores!

Sería muy útil que te dedicaras a ¡Actividades Elevadas!, para que refines las energías a través de la respiración... El elemento “AIRE” es tu Segundo Alimento, es el alimento de tu Segundo Cuerpo y que a través de la respiración se combinan con la resultante del Primer Alimento, del ALIMENTO FÍSICO; entre las dos energías refinadas pasan a funcionar a la MENTE, y desde el momento en que un individuo no respira de manera elevada, desde el momento en que un individuo no come elevadamente; entonces automáticamente entra en la inconsciencia y baja de nivel, baja al estado animal...

Si estás más consciente de tí mismo, si estás despertando, si estás inspirado en vivir la realidad universal, entonces tu Cuerpo Físico responderá... y automáticamente tu sistema de respiración comienza a elevarse de manera natural y no es necesario obligarlo con ejercicios raros, ni métodos complicados, ni nada de sacrificios... Se trata de activar la INSPIRACIÓN versus la RESPIRACIÓN; o sea, a más Inspiración más y mejor es la Respiración. Si te inspiras en algo superior, tu respiración se eleva automáticamente, ¡Pruébalo!. Velo de otra manera: ¿Qué calidad de respiración tienes cuando estás triste, furioso, lujurioso, enfermo, etc.?. ¡Obsérvalo!, ¡Investígalo!.

El Tercer Alimento son las “IMPRESIONES” que tú percibes a través de los “cinco sentidos” del cuerpo... Todas las IMPRESIONES son las ideas, pensamientos, comunicación con personas, con el mundo, sonidos, luces, colores, etc.; estos comprenden el Tercer Alimento y es el alimento de tu cerebro... Si haz usado bien las dos primeras energías, la del “Aire” y del “Alimento Físico”, entonces tendrás una mente clara, elevada, una mente sin conflictos y esta a su vez te permitirá transformar aquellas que no son impresiones y que no te corresponden a tí, y te permitirá absorber únicamente las Impresiones que pueden elevarte de nivel. Y con esos 3 Elementos harás el 4to. ELEMENTO, el 4to. Elemento Energético que se convierte en tu “ENERGÍA SEXUAL”, pero más elevada y refinada.

¿Qué haces con la energía sexual?. ¡Ah!, ¡Ahí está la Clave Secreta!. ¿Qué haces con la energía secreta?.

Si estas energías están encaminadas, si están encausadas correctamente... se convertirán en ¡MEMORIA MUY ESPECIAL!, en recuerdo de sí mismo, en energía de consciencia que te permitirá liberarte de las circunstancias del medio ambiente y te permitirá el control total sobre tus cuerpos, sobre tu perfecta “máquina”... El proceso ascendente de estas energías es semejante a lo que sucede en la naturaleza, en que los rayos solares evaporan las aguas marinas, que luego viajan hasta llegar a las altas montañas, para luego precipitarse como lluvias haciendo brotar la vida natural; o sea, a más consciencia, a más brillo de tu Sol Interior, más transformaciones tendrás... Como puedes ver estimado amigo, ya te he dicho lo importante y bastante acerca del:

¿Qué Soy Yo?... ¿Qué Soy Yo aquí en la tierra?...

Luego debes saber y conocer de que tu cuerpo está compuesto del Mundo Animal, del Mundo Vegetal y del Mundo Mineral; además debes saber y conocer que está compuesto de Agua, Aire, Fuego y Tierra; estos cuatro elementos deben armonizarse a la perfección, para que tú puedas lograr el estado de despertar, el estado del hombre libre, el estado de la “no mecanicidad”.

Todo este trabajo requiere de dedicación, requiere de entrega incondicional e impersonal... Y después de conocer y equilibrar los elementos, después de dominar tu “máquina”, de conocerla a fondo y de saber cómo sacarle el máximo provecho a los 3 Alimentos básicos y al 4to. Resultante para obtener tu alto nivel de Consciencia, debes establecer una “CORRECTA RELACIÓN” con el mundo externo... Porque si tu relación con el mundo externo está equivocada, perderás energía; si tu relación con tu prójimo está equivocada, perderás energía; si tu relación contigo mismo está equivocada, perderás energía; y a mayor pérdida de energía, más profundo es el sueño y más grande es la mecanicidad, más esclavo de las circunstancias serás, más serás como un corcho llevado por las olas... que si te insultan, respondes; si hay rumores de guerra, te entra el pánico; si hay síntomas de dolor, te entra el temor a la muerte, etc.

Esto es la “EDUCACION GLOBAL”... Éste es un hermoso trabajo de muchos años, mi estimado amigo buscador; no obstante, si ya te llegó la hora, si ya no puedes aceptar la “vida mecánica” y “sin sentido”, si ya no aceptas ser llevado por las olas, si ya late en tí el deseo de desarrollar esa tremenda voluntad, esa iluminación, esa sabiduría de un hombre despierto y consciente; entonces encontrarás a tu lado a personas en vía de despertar y con ellos formarás un equipo incondicional, sin nombres, sin rótulos, sin obligaciones... Y todo para conocerte a tí mismo, como para conocer tu “máquina”, para conocer lo que es un ¡HOMBRE DE VERDAD!:

¿Cómo debe pensar un hombre verdadero?, ¿Qué hace un hombre verdadero aquí en el planeta?, ¿Qué es un hombre de verdad?, ¿Qué es una máquina?, ¿Para qué es la máquina humana?, etc...

Claro, esas personas de las cuales te hablo, esas personas despiertas están a tu alrededor, pero no las puedes ver o reconocer... ¡Quizás sí o quizás no!; pero desde el momento que tu deseo es genuino y sincero, de seguro entrarás en “CONTACTO CON ELLAS” y ellas a su vez están en contacto con otras personas de mayores niveles de Consciencia, ellas tienen el deber de guiar a todas aquellas personas que están despertando del sueño y de la mecanicidad, asisten a todo aquél que se está dando cuenta de la vida “Sin Sentido”...

Entonces, ¿Qué Soy Yo?, ¿Qué Soy Yo aquí en lal Tierra?...

Bueno, hasta aquí aún soy una “máquina”, una máquina con tendencias al cuerpo físico, que sería una “Máquina 1”. y si las tendencias van hacia las emociones, sería una “Máquina 2”... y si las tendencias van hacia la mente, sería una “Máquina 3”... Pero una máquina al fin y al cabo que está dominada por deseos, dominada por miedos, dominada por necesidades, dominada por el medio ambiente y tan sólo con un mínimo grado de libre albedrío y sometida a su destino y a su herencia.

¿Qué Soy Yo?, pues una fábrica de 3 Pisos con Cuerpo Físico, Cuerpo Emocional y Cuerpo Mental, y recibo 3 tipos de alimentos todos los días. Y ¿Qué hago con los cuerpos y los alimentos?.

Si mi fábrica del 1er. Piso está en perfecto estado y si sé ¡Cómo convertir!, ¡Cómo comer!, ¡Qué comer!, ¡Cuando comer!, ¡Qué hacer con la energía de las comidas!, ¡Cómo repotenciarlas! y así sucesivamente; entonces podría llegar al “Resultante” de los 3 Alimentos que es la ¡ENERGIA SEXUAL!, pero de alta graduación y a menos que use esta energía resultante según las Leyes Cósmicas, de lo contrario jamás podré llegar al estado del Hombre Despierto, jamás podré llegar a ser un Hombre de Verdad...

¿Qué Soy Yo?, soy una combinación de 4 Elementos: Tierra, Fuego, Aire y Agua; me sigo preguntando: ¿Qué Soy Yo?, soy una combinación de todo lo que hay en el Universo: Reino Mineral, Reino Vegetal, Reino Animal, Reino Humano y Reino Divino que por ahora es solamente una ¡POSIBILIDAD!.

Verás amigo buscador, nacimos aquí en el planeta y prácticamente sin ningún esfuerzo de nuestra parte, verdad que sí?; en efecto, nos desarrollamos en el medio ambiente y si nos dan el alimento físico necesario, entonces a los 20 años terminamos desarrollando un cuerpo físico y aún así somos “hombres máquinas” con un cuerpo físico completado; no obstante, todavía tenemos todas nuestras emociones revueltas y no tenemos pensamientos concretos, ni ideas concretas... No sabemos casi nada, no tenemos una mente integrada, ni un cuerpo integrado; todavía los Pisos 2 y 3 de nuestra fábrica no están funcionando a ritmo elevado, como es debido. Pues, deben llegar a funcionar bajo ¡Nuestra Jefatura! y para ello debemos ¡DESPERTAR!; ¡Claro que sí!, debemos Despertar.

¿Qué Soy Yo?... ¿Qué Soy Yo aquí en la Tierra?...

Un juguete en manos del destino, en manos de las circunstancias, en manos de los eventos, de los sucesos y de los aconteceres... Me puede suceder cualquier cosa en cualquier momento, sin que pueda hacer nada para evitarlo, aún si me quedo encerrado o refugiado en mi casa, aún allí me puede suceder lo inesperado, me puede caer el techo, un rayo... esas son ¡Posibilidades!. Así, estoy limitado en mis movimientos y supuestamente puedo moverme por todas partes, pero estoy sometido a leyes que yo no conozco ni percibo... Estoy sometido a una sociedad que “aparentemente” no me pide nada, hasta que me entran las necesidades impuestas por el sistema, luego somos sometidos a un mundo de competencias, para tener profesión, fama, prestigio, comodidad, fortuna, seguridad, etc... Así estoy sometido a un conjunto de regímenes que es un mundo, Uff!, mientras que mis aspiraciones, mis anhelos, mi mirada al firmamento y mi búsqueda de la verdad se van mermando y me doy cuenta que estoy manejado.

¿Qué Soy Yo?... ¿Qué Soy Yo aquí en la Tierra?...

Soy una “máquina humana”, un cuerpo físico desarrollado, pero con la posibilidad de despertar; claro, si desarrollo una voluntad y si pongo el esfuerzo necesario, Yo puedo completar mis otros cuerpos y llegar a ser un ¡HOMBRE CONSCIENTE!... ¡Y esto es una POSIBILIDAD!; así como en el óvulo y en el esperma late el futuro hombre que es una posibilidad, porque puede ser que no se desarrolle; así también en tí amigo, están las potencialidades para que puedas llegar a ser un ser humano completo, total, tal y como tu CREADOR, si es que lo consideras, Lo ha definido para tí; pero todo son ¡POSIBILIDADES!... ¿Qué esperas?, ¡Si la Obra del Creador en tí es obra consumada!, ¡Tú portas Su perfección! como la semilla que porta el árbol; pero eres una posibilidad que debes realizar.

Su realización no depende del azar, de milagros, ni suerte; no sucede mecánicamente, no viene con el tiempo, no viene por si sola; su realización obedece a Leyes, a procesos concretos que se han estado llevando a cabo por todos aquellos seres que han despertado a lo largo de eones, a lo largo de la historia de la humanidad... Procesos que sólamente llegan a enterarse de ello, aquellas personas que les ha tocado evolucionar silenciosamente y no a ocultas durante la CUARENTENA CÓSMICA...

Pero entonces: ¿Qué Soy Yo?...

Soy una “máquina” con relaciones equivocadas conmigo mismo, con el prójimo, con la sociedad, con el mundo, con la naturaleza; claro, sin darme cuenta por el tipo de educación que he recibido de mis padres y tutores; ellos no conocieron la Verdad Universal... He estado violando una y otra vez un montón de Leyes y de Principios Universales que desconozco y que nadie me ha enseñado, así como otros que sí me han alcanzado enseñanzas; pero aún sigo violando porque he estado imitando a mis padres y a mi medio ambiente, y ellos a su vez han estado violando una y otra vez todos los principios de equilibrio y de la armonía cósmica.

Pero sigo: ¿Qué Soy Yo?...

Soy una “máquina” en mal estado, construida para un fin; aún soy una máquina con órganos en estado de deterioro y no sé nada acerca de esta “fábrica”, no sé nada de mis órganos, no sé nada acerca de mis emociones, no sé nada acerca de mi mente, no sé nada acerca de mí mismo y aún no me conozco a mí mismo...

¿Qué Soy Yo?... ¿Qué Soy Yo aquí en le Tierra?...

Bueno empecemos a trabajar. ¡Vamos a TRA-BAJAR!; TRA[Transformar] y BAJAR[Inferior], esto es “Transformar lo denso”... Amigo buscador, ya tienes suficientes elementos, elementos de juicio, de postulados, de ideas acerca de las cuales tú ya puedes llegar a comprobar por tí mismo... ¡Investiga!, ¡Indaga!, tienes que estar alerta, tienes que estar despierto, tienes que aprender a observarte a tí mismo, allí donde el destino te ha colocado en tu vida cotidiana... Tal como estudiamos en la primera parte titulada ¡Quién Soy Yo?, tienes que llegar a conocer a los pobladores que viven dentro de tí, tienes que llegar a conocer a fondo a todas las necesidades que te impulsan, a los miedos que te impulsan, a los pensamientos equivocados y saber qué hacer con toda esa maraña.

A lo mejor amigo, me dirás que esto es un cuadro “muy triste” y te da pena conocer la realidad en que vives... Y la verdad no es “muy triste”, ni es “muy malo”, ni es “muy bueno”, ¡“ES”, SENCILLAMENTE!... Cuando lo compruebes te darás cuenta que es la verdad y a esta realidad no vamos a calificarla ni de “buena”, ni de “mala”... Ahora bien, si prefieres puedes ignorar todo éste hecho y partir del principio, puedes volver a dormir; sí, puedes partir del principio y seguir creyendo que tú eres “fulano de tal”, que tú eres un hombre con un montón de potencialidades, de habilidades, de que tú eres capaz de “hacer”, que tú puedes dominar tu medio ambiente, que tú tienes voluntad, que tú eres consciente, que estás despierto y que no necesitas despertar y todo ese bla, bla, bla, y sencillamente seguir tú vida llenándote de creencias insulsas...

Puedes destruir, borrar, eliminar éste legado y olvidarte del asunto... Eso es lo que hace el “hombre máquina”, hasta se enfurece cuando le dicen que es un “hombre máquina” y se enfurece cuando se da cuenta que es una “máquina” y no lo quiere creer, ni lo acepta jamás ante las evidencias, no acepta jamás que aún no tiene “voluntad propia”, no acepta jamás que es un corcho llevado por las olas, no acepta que está sometido a un montón de leyes sin darse cuenta, no acepta que está impulsado por las necesidades de los “deseos” y de los “miedos”, no aceptan nada de eso... ¡Claro que es chocante!, pero es básico para el DESPERTAR.

Así que estás delante de ¡DOS POSIBILIDADES!, mi amigo buscador... Quizás tu ilusión te ha llevado a buscar algo “prefijado”, a lo mejor tu ilusión y tu imaginación te ha llevado a buscar e imaginar “algo”, en que la evolución para tí es totalmente diferente, sin darte cuenta que lo elaboraste con los datos que te aportaron desde la infancia; quizás ya tienes diseñado un paraíso y crees que con una varita mágica puedes llegar a la plenitud, a la paz, a la riqueza y a la felicidad; y eso te hace creer que “así tiene que ser”...

Pero la verdad esto no es así... Así que estás delante de estas 2 alternativas: O te vuelves a “DORMIR” y te olvidas de todo, así como una persona que está durmiendo profundamente y viene alguien y la despierta pero se vuelve a dormir; y al día siguiente ya de pie recuerda de broma que alguien vino a despertarla, verdad?; ¡Así que toma tu tiempo!... O ya te llegó la hora de “DESPERTAR” y sí es así amigo buscador estoy contigo, estamos contigo, nosotros hemos pasado por esto antes a través de las edades, todos los seres humanos que les tocó evolucionar también han pasado por este proceso y han dejado atrás las señales, las leyes, los principios, los postulados, los mandamientos y el ¿Cómo se deben hacer las cosas?...

Es un hecho preciso que obedece a leyes científicas y que cada quién puede comprobar... Si tomas la alternativa de DESPERTAR, te damos la bienvenida y estamos contigo... El famoso lema iniciático que dice: “QUE CUANDO EL ALUMNO ESTÁ LISTO EL MAESTRO SE PRESENTA”, nunca ha sido violado hasta este momento; si tomas esta alternativa, muy cerca de tí habrán personas o una persona y todo lo necesario para que tú puedas evolucionar, eso es una garantía, es un hecho... Hay gran alegría por cada ser humano que humildemente asume manifestar y conformar el ¡GOBIERNO GLOBAL DE LA HUMANIDAD! de Orden, Luz y Amor.

Sabemos cómo te sientes, es amargo el ¡Despertar!, es amargo el darse cuenta de la ¡Realidad!, es amargo vislumbrar la ¡Verdad!, más aún cuando uno ha estado viviendo en la mentira, en el engaño de sí mismo; y ¡De seguro que alguna vez te has visto in fraganti en una mentira!, sí amigo?. Pues la VERDAD es amarga, en contraste con la MENTIRA que es fácil y dulce; todo el mundo puede mentir, todo el mundo saborea lo dulce de la mentira, ¡Es tan fácil!... Mientras que la VERDAD es amarga y son pocos los que tienen el valor de probar su sabor y de soportar este mismo proceso; no obstante, si te ha llegado la hora de Despertar, empezarás a probar pequeños puntos de la VERDAD, te sabrán amargo al principio, pero luego ese sabor se convertirá en Luz, en Paz y en Armonía, se abrirán para tí nuevos horizontes de Comprensión... Pido a nuestro PADRE CREADOR COMÚN que te guíe, te bendiga y te ilumine; ¡Gracias!.

-PARTE B-

¿Qué Soy Yo?... Soy un hombre a diferencia de un Animal; lo que me viene rápido a la mente es que un hombre es alguien que Razona, es alguien que Piensa, y el animal No piensa, el animal siente, percibe, pero no piensa; o sea que un hombre es un ¡PENSADOR!. ¡Qué interesante!.

Soy un hombre, pero meditando profundamente y analizando me doy cuenta que hay algo más. Sí amigo, algo más que caracteriza a un hombre y ese algo más del hombre es la capacidad de ¡HACER!,¡Claro que sí!.

El animal no puede modificar su medio ambiente, puesto que no tiene pensamiento y sólo se limita a aceptar las condiciones de vida, tal cual se le presenta y está impulsado por sus “instintos” de comer, de procrear, de sobrevivir, de acostumbrarse al clima ó de emigrar si el clima no le es bueno, verdad?... Pero un hombre tiene otra facultad, y por medio de su facultad de "RAZONAR" el hombre puede llegar a "HACER", puede modificar sus condiciones de vida; cosa que el animal no puede hacer estas modificaciones en su vida. Pero el hombre sí puede hacer o producir las ideas y los pensamientos que tiene en su mente.

Entonces, Yo soy un hombre, Yo soy una entidad pensadora que tiene ideas y que puede llevarlas a cabo, puedo cambiar mi vida, puedo cambiar mi medio ambiente, puedo cambiar mis condiciones puesto que tengo la facultad de PENSAR y tengo la capacidad de HACER. Esto también contesta a la pregunta ¿Quién Soy Yo? del legado anterior; y ahora llego a la segunda pregunta ¿Qué Soy Yo?.

Yo soy un SER HUMANO, sí, un Ser Humano... Y todo tiene su Ser, así como hay un ser de la piedra, un ser del vegetal, un ser del mineral, un ser del animal; también hay un Ser Humano. Y lo que le caracteriza o lo que a mí me caracteriza como ser humano es mi facultad y capacidad de PENSAR, de IDEAR, de CREAR y de LLEVAR A CABO aquello que proyecté o diseñé en mi mente... Yo puedo cambiar mi vida; y el darme cuenta de esta verdad, me dejó sin aliento,¡Sí! me dejó sin aliento; y si esto es así, entonces:

¿Por qué durante toda mi vida he estado sometido a condiciones y circunstancias, sin poder cambiarla?, ¿Qué me hizo inútil?. ¡Ah!,¡Claro que sí!, ¡ERA PORQUE ESTABA DORMIDO!,¡Claro que sí!...

No sabía que tenía la facultad de proyectar, de crear unas nuevas condiciones de vida, ni sabía que tenía la capacidad de llevarla a cabo. Hoy que he despertado me doy cuenta de ese estado de “dormido” que es como si fuese una “máquina” y no un ser humano.

Sí, me doy cuenta que hay diferentes tipos de seres humanos, hay diferentes niveles de seres humanos... Los que están dormidos se parecen a autómatas, se parecen a “máquinas”, son como si fueran verdaderas máquinas, te sorprendes verdad?... Hoy recuerdo mis días de ser “máquina humana”, Yo amanecía todos los días con una precisión extraordinaria, con la precisión de una máquina, me levantaba de la cama y me bañaba; todos los días hacía los mismos movimientos, todos mis movimientos se repetían día tras día; así, iba al trabajo con la misma rutina, siempre repetía los platos favoritos y cuando me escuchaba me daba cuenta que siempre hablaba de las mismas cosas, me di cuenta que mis problemas en el fondo son siempre los mismos, que se repetían una y otra vez... Una y otra vez mis conflictos y mis tendencias también se repetían, una y otra vez...

Una persona cuando me decía algo, era como si impulsara un botón dentro de mí y automáticamente me venía la reacción y siempre respondía de la misma manera a las situaciones como si fuera una grabación, raras veces había algo nuevo, solamente cuando cambiaba de rutina, a veces cuando salía de vacaciones, cuando iba de viaje, cuando me encontraba en sitios que nunca había visitado antes, cuando hacía cosas que nunca había hecho antes... Ahí tenía otra sensación, una sensación de novedad, de renacimiento...

Ahora, empiezo a comprender y observó a las personas a mi alrededor, a mi pareja, a mi familia, a mis vecinos, a mis amigos, a mis conocidos y desconocidos; y me doy cuenta que la mayoría aún no son seres humanos; o sea, no son seres humanos conscientes de que son “seres humanos”; muy pocos, muy pocos están conscientes en el planeta, muy pocos tienen la facultad real de Reflexionar, de Crear, de Proyectar una nueva vida y pocos tienen la fuerza y la capacidad de llevarla a cabo, puesto que no lo saben y están dormidos, están inconscientes, son como corchos llevados de aquí para allá en medio del océano del sistema mecánico de vida... Y lo grave es que ellos creen que se la saben todas, pero en el fondo no saben, sólo creen estar conscientes, pero no lo saben. Amigo,

Pregúntale a tus conocidos, a ver si te responden: ¿Qué es un hombre?, ¿Qué es un ser humano?.

Un SER HUMANO VERDADERO es una entidad consciente, que es incapaz de hacer daño aunque esté en situaciones muy pero muy adversas... Un ser humano consciente no haría daño a nadie, ni botaría basura por las calles, ni contaminaría el medio ambiente, ni provocaría guerras ni en pensamientos, ni acapararía, ni aceptaría la distinción de clases, ni se somete a actos retrógrados. Mi compañero de vida, ¿Qué sería de nuestro planeta si fuera totalmente poblado de seres humanos conscientes en Orden, Luz y Amor?. Nuestro mundo sería un mundo de Luz, un mundo de Armonía, un mundo de Paz, un mundo de Amor, un mundo en Hermandad, porque eso es lo que caracteriza a un SER HUMANO CONSCIENTE... Pero para el hombre dormido, inconsciente, máquina, impulsado por sus instintos, para él le es normal las guerras, las competencias, el abuso, la explotación de sus prójimos, el acaparamiento, etc...

Entonces ante la pregunta, ¿Qué Soy Yo?...

Forzosamente mi respuesta hasta aquí es que Yo soy aún un “hombre máquina” y es mi punto de partida. ¡Sí!, Yo sé que es difícil aceptarlo mí querido compañero de vida, Yo sé que es difícil aceptarlo; pero comprende que no te pido que lo aceptes, no, no, no, no, simple y llanamente te pido que lo investigues, que lo descubras, que lo compruebes...

¡Somos máquinas amigo!, ¡Somos máquinas! y estamos impulsados por necesidades... Si te pregunto, ¿Por qué trabajas?. Ah bueno, me dirás porque necesito sobrevivir, necesito tener techo, alimento, comida, abrigo, familia, etc. Pero dime, ¿De dónde vinieron esas necesidades?, Acaso, ¿No son esas necesidades las que te impulsan a hacer todas esas cosas?, o ¿Tú creaste esas necesidades?, ¿Tú las fabricaste para tí?.l; 2m

¡A lo mejor, desde el momento que naciste ya estaban en tí esas necesidades!... ¡Y esas necesidades de seguridad, de querer tener una casa propia, de querer tener a tu esposa siempre a tu lado, comida para hoy, mañana y pasado, de que nunca te falte dinero, etc!...

¿De dónde salieron esas necesidades?, ¿Tú las has creado, amigo?...

Bueno, no obstante estas necesidades te ponen a concebir cosas todos los días, te ponen a correr todos los días de aquí para allá. Y Dios sabe cuántas cosas haces todos los días para satisfacer todas esas necesidades: La necesidad de sobrevivir, la necesidad de seguridad, la necesidad de aceptación, de querer tener amigos, de querer invitarlos a tu casa, de querer tener un buen carro, un buen traje, de querer ser aceptado en la sociedad, Ah, y esa es otra necesidad que también te mueve y anda a saber cómo te mueve. Amigo, esas necesidades te han movido día tras día. Y aparentemente somos nosotros los que queremos comprar un carro, somos nosotros los que queremos un mejor traje, una casa más grande, cosas sofisticadas, dinero en el banco, éxito para nuestros hijos, comida para hoy y más días, fortuna, etc... Pero amigo, hay muchas que son “NECESIDADES SEMBRADAS EN NOSOTROS” y nos mueven como máquinas. Obsérvalas en tí mismo a partir de hoy, investígalas, anótalas primeramente y básicamente a: la necesidad de SOBREVIVIR, la necesidad de SEGURIDAD y la necesidad de ACEPTACIÓN, que es el ser aceptado por el prójimo y la sociedad. Luego ya podrás distinguir a las “NECESIDADES NATURALES” de las “NECESIDADES SEMBRADAS” o impuestas en el ser humano.

Observa y elije los nombres de 10 personas que tú conoces y empieza a conocerlas... Ve todo lo que hacen y descubrirás por tí mismo que ellas están impulsados por esas “3 BASICAS NECESIDADES”. Ahora Yo te hago la siguiente pregunta:

¿Por qué trabajas?, me dirás bueno por tal y tal y tal motivo. Y ¿Por qué?, y sigo con el ¿Por qué?.

Y al final encontramos que sencillamente estamos siendo impulsados por una serie de necesidades que nosotros “no” hemos creado. Claro que nacemos con NECESIDADES BÁSICAS: de comer, de respirar y de sobrevivir, y éstas nos ponen a correr todo el día; entonces esas necesidades son nuestros “amos”, nuestros “patrones”... Luego si no podemos hacer y satisfacer nuestras necesidades llegamos a tener ¡MIEDO!, sumándose el miedo a perder el empleo, miedo a no tener éxito, miedo a no poder pagar las cuentas, miedo a que la mujer se vaya, miedo a que me choquen el carro, miedo a que me encarcelen, miedo a perder la libertad, miedo a enfermarme, miedo a envejecer, miedo al fracaso, miedo a que me pase algo, etc. Estas son las Nesecidades Sembradas que nos hacen padecer.

Verás amigo, ¡Medítalo!, ¡Investígalo!; esos Miedos nos ponen a correr, a parir, nos ponen a concebir cosas. Pero, ¡Eso no es nuestra soberana voluntad!, ¡Y tú no has decidido tener miedos!, ¡Tú no lo has decidido!, ¡Date cuenta de eso!, ¡Despierta a ese hecho!, ¡Tú no decidiste tener miedo, ni necesidades!.

¡Aquellas están en tí antes que nacieras!, están en tí y te mueven... Comprueba esas verdades y sabrás que te mueven, sabrás que eres una “máquina” impulsada por esas necesidades y por esos miedos; y todos somos “máquinas” hasta el día que despiertes al hecho de que eres una “máquina”... El día que tú te des cuenta que eres una máquina y que estás siendo impulsado desde lo interno por necesidades y miedos, y desde lo externo por el medio ambiente y la sociedad que te obliga a comportarte de tal o cual manera; entonces te darás cuenta que eres una “máquina” y qué aún no tienes libre albedrío, que no tienes voluntad propia. Te darás cuenta que todavía no eres un ser humano libre, ya que un ser humano consciente es un ser humano libre.

Entonces ya podemos llegar poco a poco a responder el: ¿Qué Soy Yo?. Claro que hasta aquí aún somos “máquinas”, una maquina de 3 Pisos y perfectamente bien hecha; ¡Fíjate!:

La Primera Parte de la máquina es nuestro CUERPO FÍSICO y todos sus procesos son mecánicos; ya te habrás dado cuenta de ese hecho cuando comes, que sin que tú intervengas para nada se realiza la digestión dentro del organismo y la esencia síntesis de los alimentos que tú comes pasa a la sangre, el resto se evacua, se va en pupú y orina... Así que eres una máquina con procesos que se repiten y se repiten y se repiten. Y cuando la máquina humana empieza a deteriorarse, quiere decir que sus piezas, los órganos empiezan a echarse a perder; entonces aparecen enfermedades, viene la vejez y por ende la muerte del cuerpo físico.

No obstante está la Segunda Parte de la máquina que es el CUERPO EMOCIONAL. Cuando la esencia energética de la comida entra a la sangre, la sangre empieza a circular por todo el cuerpo físico, verdad?; y al circular la sangre por todo el cuerpo empiezas tú a tener percepciones, sensaciones, emociones, deseos y todo eso es tu SEGUNDO CUERPO, la segunda parte de tu “máquina”.

Luego esa sangre llega a los pulmones y allí le entra oxígeno que la purifica, luego la sangre es bombeada al cerebro y cuando llega al cerebro se convierte en fuerza nerviosa y entonces vienen los pensamientos a tu pequeña mente y esto es la Tercera Parte de la “máquina” que tú eres, o sea el CUERPO MENTAL.

Luego si estas consciente de tí mismo, si estás despierto esa fuerza nerviosa se eleva y se convierte en “Energía Cósmica”... Entonces es cuando tú te das cuenta de tu nueva dimensión, y tu Sentido Común entra en elevada acción, y tú dirás: ¡Yo y la máquina!, ¡Yo y mi cuerpo!, ¡Yo y mis emociones!, ¡Yo y mi mente!... Y comprenderás mejor esta situación y serás capas de afirmar:

¡¡¡YO SOY UNA MÁQUINA HUMANA, PERO AHORA PUEDO DEJAR DE SERLO!!!.

Si amigo, tú puedes dejar de ser una máquina... Pero primero tienes que darte cuenta que eres una “máquina” y esto lo tienes que observar y experimentar, tienes que llegar a la convicción propia y no por el hecho de que alguien te lo diga, no, no, no; tienes que llegar a la convicción propia de que eres una “máquina”. Y cuando logres descubrir el mecanismo y estés seguro de que eres una “máquina”, entonces es cuando ya puedes dejar de ser “máquina” para convertirte en un SER HUMANO DE VERDAD, escalando diferentes niveles... Así como hay diferentes niveles de seres minerales, así como hay diferentes niveles de seres vegetales, así como hay diferentes niveles de seres animales en que unos son más inteligentes y más hábiles que otros; así también hay diferentes niveles de Seres Humanos. Y el nivel común de la raza humana en nuestro mundo de hoy, es el nivel de “hombre máquina”, así está cualificado por EL COSMOS.

¡Véalo por toda la faz de la Tierra!... Millones, millones y millones de personas todas las noches se sientan frente al televisor para ver los mismos programas que sólo cambian las formas. Otros pueden no ver televisor e ir al cine; pero ¿Qué es lo que ven?, pues nada nuevo, nada real, sólo están cayendo dentro de una programación pregrabada y desvirtuada... Por donde poses tu mirada encontrarás mecanicidad; y si tú vives en un barrio, Yo puedo calcular con precisión automática que irás al supermercado más cercano, que depositarás tu cuenta bancaria o cerca de tu trabajo o cerca de tu casa y así sucesivamente; podemos calcular a cuantos millones de personas se les pierden las carteras todos los días, y todo esto son “Sucesos” y “Aconteceres”... Podemos calcular cuantos miles de personas chocan sus carros, cuantos miles mueren cada día, cuantos miles nacen todos los días, cuantos miles se enferman cada día; hasta se diseñan cuadros estadísticos “de todo lo que se repite”, ya cualquiera puede “a-divinar” el futuro mecánico. Millones, millones y millones de personas viven en piloto automático repitiendo las mismas cosas una y otra vez.

Las personas que están “dormidas”, los hombres máquina no se dan cuenta de esta realidad. Abren el periódico por la mañana y se enteran que el jefe de estado de tal país está amenazando, presionando al jefe de estado de otro país; pero si eso siempre ha sucedido, y lo único que cambió en las noticias son los nombres; verdad?. También ven que el secretario del partido A replica y acusa al secretario del partido B, y allí lo único que cambió son los nombres de los secretarios; y si abren la pagina de deportes se enteran que el equipo “D” le ganó al equipo “C” con tantos goles, repitiéndose lo mismo. ¿Cuál es la diferencia entre lo de ayer y lo de hoy?...

Miles de veces ha sucedido, se repite todos los días, todo los años... Siempre los periódicos hablan de inflación, de economía, de política, de novedades que en realidad no son nada novedosas; y en los programas de televisión suceden semanas tras semanas siempre lo mismo y lo único que cambia son los artistas, en el fondo sigue la misma cosa, se repite, se repite y se repite...

Analiza tus platos de comida, haz una lista de lo que comes y verás que comes una y otra vez repitiendo tus mismos platos; date cuenta que siempre circulas por las mismas calles, que vas con tu carro por los mismos sitios, que frecuentas los mismos lugares, que te encuentras con las mismas personas, que más o menos hablas y hablan siempre de lo mismo, que tus discusiones con tu mujer son siempre las mismas, que tus reproches a tus hijos son siempre los mismos; date cuenta de ese hecho, pues este mundo mecánico es el nivel del hombre que todavía no ha despertado a la realidad... Y esto ni es “bueno” ni es “malo”, sólo es mecánico.

Amigo buscador, sencilla y llanamente aún somos “hombre máquina”, pero con posibilidades; pues el día que nos demos cuenta de que somos máquinas humanas, entonces tendremos la capacidad de dejar de serlo,¡Sí!, tendremos la capacidad de dejar de ser máquinas y tendremos la oportunidad de graduarnos de ¡Ciudadanos Planetarios!, ¡Libres!, ¡Libres!, ¡Libres!.

Amigo buscador, puedes volver a analizar este legado y ¡Reflexiónalo!, hasta que puedas percibir claramente el significado de las palabras que te he trasmitido... Pueden ser claves para tu vida y son CLAVES de hecho para el conocimiento de tí mismo y para tu liberación de hombre máquina, que es la primera etapa de tu evolución... Todo individuo nace “dormido” y luego tiene la posibilidad de Despertar y de dejar de ser “máquina”... Un niño nace y durante los primeros años de su vida está guiado por sus padres y dependiendo de ellos, luego lo envían al colegio y comienza a depender del medio escolar, luego del área donde vive, donde trabaja, donde estudia; para luego estar a merced del medio ambiente y de la sociedad, y a partir de aquí sus posibilidades de despertar son factibles.

Verás, que todo esto son niveles, son turnos... Repito, primero nazco como cuerpo físico y estoy a cargo de mis padres, luego a cargo del colegio, del instituto, luego a cargo de la universidad, de la sociedad y del medio ambiente; luego me caso y estoy a cargo de las leyes que rigen la sociedad humana, allí Yo estoy obligado a obedecer a estas leyes y a seguir los patrones de conducta puestos por la sociedad, y tengo muy poco libre albedrío, sólo puedo moverme hasta cierto punto dentro de ciertos límites, pero no más.

La mayoría de las personas en el planeta, mi amigo, por ignorancia se quedan en este nivel, y cristalizan sus vidas hasta llegar a constituirse sobre la base de “hábitos”, ¡Sí!, hábitos firmes y fijos... Y claro que hay personas humildes, sinceras y altruistas que tienen un mayor nivel del Ser, y quiere decir que ellos sí pueden ir más allá todavía, son personas que están despertando, se dan cuenta de su mecanicidad y luego deciden y empiezan a buscarse a sí mismos, a conocerse a sí mismos y a saber:

¿Quiénes Son?, ¿De dónde vienen?, ¿Porqué están aquí?, y ¿Para qué están aquí?.

En otras palabras, despiertan y luego tratan de tomar control de la “máquina” que constituye sus cuerpos pero bajo su mando, bajo su jefatura; y desarrollan una voluntad formidable y empiezan a transformar las condiciones de vida mecánica, transformándose ellos mismos, despertando a su propia realidad, al propio sentido de su Vida... Mi estimado amigo, si este Legado ha llegado a tus manos y si lo has recibido con gran valoración, es porque tú perteneces al nivel de ser, al tipo de hombre que sí puede llegar a TRANSFORMAR SU PEQUEÑO MUNDO, que puede llegar a transformarse del hombre máquina al ser humano consciente de sí mismo, de su realidad y de su vida... Y si esto es así para tí, te pido por favor mi hermano, que trates de reflexionar y discernir los NUEVOS CONCEPTOS emitidos en este legado que son muy profundos y que pueden activar tu ¡MENTE NUCLEAR! sacándote de la inercia, del letargo. Son los POSTULADOS UNIVERSALES que llevan al hombre a la LIBERACIÓN, ¡Sí!, pueden llevarte a tu propia liberación.

Toma nota, parte por parte de las ideas más importantes que has recibido y que te hicieron reflexionar, luego has tus experimentos e investiga en el laboratorio de tu vida cotidiana, ¡Escuela Mater!. ¿Para qué refugiarse o aislarse en doctrinas?, si ellas son trazadas para su época y nivel. Hoy estamos ante nuevos retos, ante octavas mayores de evolución,¡HOY NOS HA TOCADO LAS PAGINAS EN BLANCO!.

Amigo, haz tus experimentos, investiga; recuerda que nadie lo podrá hacer por tí, ¡Nadie en absoluto!.

Así como nadie puede comprender por tí, nadie puede conocer por tí, nadie puede darse cuenta por tí, nadie puede dormir o despertar por tí. Tú tienes que hacerlo si tienes el profundo deseo, el sincero y genuino deseo de salir de la etapa de mecanicidad para pasar a la Etapa del Hombre Consciente. Lo que en ciertas partes, en cierta dimensión del hombre sería el ¡HOMBRE NÚMERO 4!, el hombre del Cuarto Nivel, que se da cuenta que está “dormido” y por ello entra en su proceso de Despertar.

Definamos mejor esto: Si tú estás inclinado hacia el cuerpo físico y crees que eres materia, así serías un ¡HOMBRE NÚMERO 1!. Y si estás inclinado y persigues a tus deseos y emociones, así serías un ¡HOMBRE NÚMERO 2!. Y si eres un tipo analítico y sigues los razonamientos de tu mente mecánica, así serías un ¡HOMBRE NÚMERO 3!. Amigo, hay hombres máquinas Tipo 1, hay hombres máquinas Tipo 2 y hay hombres máquinas Tipo 3; y estos tres tipos son la mayoría en el planeta y hay un mundo para cada tipo.

Los hombres cuyas tendencias son físicas, los hombres número 1, tienen sus lugares, sus círculos y los frecuentan; allí hacen ciertas cosas muy diferentes a los hombres número 2... Y los hombres número 1 y los número 2 hacen cosas diferentes a los hombres número 3... Y los hombres máquinas número 3 hacen cosas muy diferentes a los número 2 y número 1. No obstante todos comparten el mismo planeta, inclusive se asocian y se casan entre ellos. Así como diferentes especies de animales pueden compartir un mismo bosque,¿Verdad?, así mismo es con el hombre terrenal, pero no se dan cuenta de esta realidad...

¡Defínete! a tu pregunta: ¿Qué Soy Yo?.

Tú ya puedes empezar a RESPONDER. ¡Experiméntalo por tí mismo!, no tomes como verídico nada de lo que se ha dicho hasta aquí... El que está despertando de la vida mecánica, ¡¡¡No acepta nada por dogma!!!. No acepta nada tal cual se le explica, si nó que necesita reflexionarlo, experimentarlo y sacar sus propias conclusiones, ¡Su propia cosecha!, me comprendes?.

Así que te doy la ¡BIENVENIDA! al círculo de los ¡HOMBRES QUE DESEAN DESPERTAR!; nosotros desde el QUINTO NIVEL, los de Orden, Luz y Amor te damos la ¡BIENVENIDA! una vez más a esta gloriosa gesta planetaria para generar un mundo mejor.


¡Gracias!.

[Top]

----------o0o----------